El subsuelo de Berlín plagado de bombas aliadas sin detonar desde la Segunda Guerra Mundial

Han pasado más de 74 años después del final de la Segunda Guerra Mundial, y se estima que el subsuelo berlinés esconde todavía unas 4.600 bombas arrojadas por los aliados sin detonar.

Desde 1947, los artificieros de Berlín han detonado de manera controlada 1.197 bombas de los tiempos de la gran contienda, poco más de la quinta parte de los artefactos sin explotar que la guerra dejó enterrados en suelo berlinés.

“Los artefactos vienen con una espoleta de retardo para que exploten cuando el fabricante lo haya determinado y, desde luego, el tiempo establecido no es de 74 años, sino de varias horas o de hasta tres días, explica Dietmar Püpke, artificiero desde hace 16 años, inspector jefe de la policía, jefe de equipo de desactivación de explosivos-desde entonces, este detonador se encuentra en un estado en el que en cualquier momento puede estallar, y si esta bomba es tocada o es cambiada de lugar, se produce una onda de presión dentro del artefacto que puede activar la espoleta”, precisa Püpke.

Enrique De la Fuente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *