Premiado un librero separatista de Valencia con 30 millones de euros

Eliseu Climent, promotor de la organización separatista denominada “Acció Cultural del País Valencià” ha recibido desde 1984 más de 30 millones de euros de manos de la Generalitat catalanes para defender tesis hispanófobas y basadas en los postulados de “Terra Lliure”, la “ETA catalana” de los años 80 que protagonizó centenares de actos terroristas.

Desde 1991, las entidades de este editor, distinguido por mantener la histriónica idea de los “Paisos Catalans”, han obtenido más de 600 mil euros anuales de manos del gobierno catalán de turno. Desde 2003 con Maragall al frente y luego con Montilla, la Generalitat catalana ha financiado la hipoteca del edificio que Eliseu Climent y sus organizaciones ostentan en pleno centro de Valencia el conocido como “edificio Octubre”, una gigantesca instalación cuyo coste mensual hipotecario ha llegado a rebasar los 800 mil euros.

La impunidad y el dinero público con que este sujeto ha actuado con el beneplácito de todo el establishment político autonómico y estatal contrasta con la constante cacería a la que se ha visto sometido un editor libre, independiente, jamás subvencionado y siempre afincado en la búsqueda de la verdad llamado Pedro Varela, editor de bibliografías específicas sobre la Segunda Guerra Mundial y una autoridad mundial dentro del revisionismo histórico -corriente del estudio de la Historia que niega el exterminio de de judíos por el III Reich-.

Esta es la moral hipócrita de la “libertad de expresión” en su máxima crudeza contra la verdadera disidencia.

J.M. Pérez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *