Aprobada la ley más abortista de la historia por el Senado de Nueva York

El pasado 22 de enero, el Senado del Estado de New York, meca de los proyectos proabortistas sufragados por las grandes fundaciones capitalistas judías, aprobó el “Acta de salud reproductiva”, la nueva ley que permite a las mujeres abortar libremente a lo largo de todo el periodo de embarazado hasta el mismísimo día del parto.

El nuevo proyecto, que se aprobó en el 46 aniversario de la primera norma de despenalización del aborto, y que estima al feto como una “no vida” sin protección jurídica alguna, garantiza la posibilidad de dejar morir al niño que, extraído violentamente del útero materno, conserve aún la vida.

Además, y para evitar la posible objeción de conciencia del personal médico, no hace necesaria la presencia de éste porque permite a enfermeros y otros profesionales sanitarios practicar abortos.

La nueva ley del Estado de New York ha contado con el aplauso de su Gobernador, de las organizaciones feministas y de toda la izquierda norteamericana, pues se trata de la plasmación práctica de una de las promesas electorales estrella de Hillary Clinton, candidata a la presidencia de USA en las pasadas elecciones y que fue apoyada por los obispos católicos así como por los gobiernos conservadores y socialdemócratas de todo el mundo.

J. M. Pérez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *