Valencia: nuevo feudo islamista

En Valencia se cuece a fuego lento, pero efectivo, el mayor y más agresivo proceso de islamización forzosa que, después del de Cataluña se da en todo el territorio español.

Conocido es que los separatismos vasco y catalán han convertido sus regiones en los «paraísos» receptores de los inmigrantes que deseen las mayores pagas sociales y las mejores concesiones para ejercer con absoluta impunidad el «manterismo» ilegal o las agresiones sexuales. Se aseguran los separatismos, nichos cautivos de futuros votantes manipulables, comprados, y desligados completamente del sentido y conciencia de la identidad y el patriotismo español.

A estas regiones españolas del «arcadia» feliz multirracial se les están uniendo otras como la madrileña y especialmente la valenciana.

En Valencia, los musulmanes ya ocupan alegremente suelo sacro y cristiano para efectuar sus rezos, como hicieron en la Plaza de la Virgen de la capital. La izquierda, que enarbolando el espantajo de la «aconfesionalidad» del Estado, ejecuta una cruzada agresiva que quiere sacar la religion católica de las escuelas, concede a “los moros” la enseñanza de religión islámica en las aulas valencianas y además, tienen la paga de los 532 euros que Oltra aprobó para cualquier inmigrante ilegal empadronado. Huelga decir que la autoridad obispal valenciana, y la estatal, no sólo callan ante la imposición islámica, sino que además otorgan… porque como si fuese vulgar oenegé, la Iglesia parece que se ha convertido definitivamente en la quintacolumna del genocidio antiblanco y anticristiano que se produce en toda Europa alentando las suicidas políticas de tolerancia e “integración”.

J. M. Pérez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *