Merkel obvió los informes que alertaban sobre la compra de concesiones de asilo

Más de 1.200 solicitudes de asilo que no reunían los requisitos legalmente previstos fueron concedidas, tan solo en la ciudad de Bremen, de 2013 a 2016. A cambio de sobornos, la responsable de la Oficina Federal de Migración y tres abogados modificaron los trámites para conceder el asilo. Se especula cuántos de los solicitantes, a lo largo y ancho del país, han obtenido, en otras ciudades y por medio de otras tramas, fraudulentamente su residencia legal en Alemania.

Pero el escándalo ha salpicado a Angela Merkel. La canciller conocía los hechos desde el año 2015 pero no hizo al respecto. Merkel habría obviado un informe emitido por Frank-Juergen Weise, responsable de la Oficina Federal de Migraciones del año 2015 al 2016, para no ver empañada su política de puertas abiertas a la inmigración.

Todo hace indicar que le Bundestag abrirá una comisión de investigación sobre estos hechos.

Ángel Aguado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *