Se cumple un año de la muerte de Ignacio Echeverría

No es España un país que haga mucha justicia a sus héroes. Ignacio Echeverría, nuestro compatriota que hace justo un año se enfrentó a los terroristas islamistas en Londres, no ha sido una excepción.

Se cumple el primer aniversario del atentado yihadista, uno más, que sembró las calles de la capital británica de sangre y cadáveres. Entre la gente que corría despavorida, con un iphone en una mano y un café del Starbucks en la otra, muy pocos se mantuvieron firmes. Un hooligan inglés y un español no corrieron e hicieron frente a los asesinos islamistas.

Como pudieron, en el caso de Ignacio con un monopatín, salvaron vidas. Ignacio sacrificó la suya para que otras personas pudieran sobrevivir a los cuchillos de la yihad. Dejaron una puerta abierta a la esperanza: en Europa aún hay gente que sabe hacer otras cosas más dignas que correr y comprar.

Carlos Díaz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *