Polonia y Hungría confirman su rechazo a recibir refugiados

El primer ministro polaco, Mateusz Morawiecki, y su homólogo húngaro, Viktor Orbán, volvieron a mostrar su negativa a admitir las cuotas de refugiados impuestas a sus respectivos países por la UE. Ambos mandatarios se reunieron ayer para preparar una estrategia conjunta de cara a la negociación de los presupuestos de la UE. Bruselas ha amenazado a Polonia, mayor beneficiario de los fondos de cohesión, y a Hungría con drásticos recortes.

“En Hungría también tenemos corazón. No tenemos piedras en lugar de corazones. Somos un pueblo cristiano que sabe cuáles son sus compromisos y qué significa ayudar. Pero no podemos ayudar a nadie si destruimos nuestro propio país con esa ayuda”, afirmó Orbán en Varsovia.

Polonia y Hungría apostaron por la ayuda en origen como mejor forma para evitar la crisis migratoria y situaciones humanitarias límite.

Carlos Díaz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *