¿Dónde están las concentraciones feministas por Gabriel?

El silencio del movimiento feminista respecto a la muerte de Gabriel Cruz es un hecho muy grave. Que la presunta asesina del pequeño sea una mujer de raza negra e inmigrante son unas circunstancias absolutamente incómodas para el feminismo. Mención aparte merece ese cúmulo de mierda escrita llamado diario “Público”.

“Público” y el resto del feminismo y de la izquierda radical, quieren pasar rápidamente página sobre el asesinato de Gabriel. De hecho, ese periódico ha relegado el terrible suceso a un lugar muy secundario.

No sin motivos, cuando una mujer es asesinada a manos de su pareja, expareja o cualquier otro individuo de sexo masculino se organizan concentraciones en las puertas de todos los ayuntamientos y organismos públicos. No está siendo así en este caso, que es un crimen que -por encima de ideologías- debería tener una respuesta unánime de repulsa.

Parece que el pequeño Gabriel también es víctima de la apoteosis feminista en la que vivimos.

Carlos Díaz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *