Las tropas de al-Ásad liberan amplias zonas de Guta Oriental

Mientras los gobiernos occidentales -encabezados por Emmanuel Macron- se deshacen en sus apoyos a los islamistas que operan en las proximidades de Damasco, las tropas sirias prosiguen su avance en este estratégico enclave terrorista próximo a la capital.

Los hombres de al-Ásad están dividiendo la zona controlada, hasta ahora, por los yihadistas avanzando en una doble pinza. Unidades de élite del Ejército Árabe Sirio -las Fuerzas Tigre y la 4ª División de la Guardia Republicana- están hallando una salvaje resistencia por parte de los alzados. En la zona norte de la bolsa se encuentran los terroristas, armados y financiados por Arabia Saudí, de Yaish Al-Islam. En el sur, Tahrir Al-Sham, filial de al-Qaeda en Siria.

Rusia ha respaldado la acción antiterrorista del presidente al-Ásad en Guta Oriental. Por el contrario, Estados Unidos, Francia y Reino Unido han exigido el cese de las operaciones, esperando dar un balón de oxígeno a los yihadistas.

Con la liberación de Guta Oriental, el Ejército sirio obtendría el control, casi total de la periferia de Damasco. Quedando únicamente el campo de refugiados de Yarmouk fuera de la autoridad gubernamental. Además, conseguirían poner punto y final a los bombardeos indiscriminados con morteros que los terroristas lanzan desde la actual zona de combate hacia áreas civiles de Damasco.

Ángel Aguado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *