Los socialdemócratas y conservadores quieren más refugiados en Alemania

Las conversaciones para formar un acuerdo de gobierno en Alemania han encontrado en el problema migratorio su mayor escollo. La actual canciller, Angela Merkel, después de abrir las fronteras del país a más de un millón y medio de solicitantes de asilo, quiere imponer un límite de acogida de 200.000 refugiados por año. Sin embargo, el líder de los socialdemócratas, Martin Schulz, exige que se permita a las familias de estos inmigrantes su entrada y residencia en e país teutón.

Sin embargo, muchos analistas inciden en el hecho de, cuando el conflicto en Siria e Irak se acerca a su fin, poder facilitar el regreso de los refugiados a sus respectivos países.

La próxima semana será clave para que Merkel y la CDU logren el apoyo del SPD. Parece que ambos partidos están comprometidos en evitar unas nuevas elecciones. Conservadores y socialdemócratas temen un aumento de votos de Alternativa para Alemania, formación crítica con la UE y la inmigración.

Ángel Aguado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *