Menores marroquíes practican sexo con una burra y contraen la rabia

Quince niños y adolescentes marroquíes contrajeron la rabia por practicar sexo con una burra contagiada por la enfermedad.

El insólito caso se descubrió en Mechra Belqasiri, una localidad agrícola entre Rabat y Tánger, cuando el grupo de los quince chicos acudió al hospital para tratarse de unos síntomas que resultaron ser los de la rabia.

Los muchachos confesaron que no habían sido mordidos, sino que habían practicado sexo con una burra ignorando que estaba infectada.

El suceso causó gran conmoción en la localidad y unagran vergüenza entre las familias afectadas. Incluso el propietario del jumento, harto de las habladurías, terminó sacrificando al animal.

Leónidas Tur

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *