Urukullu admite que los republicanos asesinaron a 224 presos nacionales

El lehendakari, Íñigo Urkullu, ha reconocido, en un artículo publicado en las redes sociales, la injusticia cometida, el 4 de enero de 1937, contra 224 presos asesinados en Bilbao.

La masacre se perpetró cuando una manifestación de republicanos asaltó las cárceles de Bilbao, que se encontraban bajo la custodia del Gobierno del PNV. Los penales de Larrinaga, Carmelo, los Ángeles Custodios y Casa Galera fueron allanados por una turba, sin que la autoridad competente hiciera nada efectivo para proteger a los presos. En una orgía de sangre y muerte, 224 personas fueron fusiladas o directamente linchadas y muertas a golpes por los partidarios de la República.

Urkullu ha pedido “el derecho a la verdad y la memoria que corresponde a todas las víctimas, incluidas las 224 personas asesinadas el día 4 de enero de 1937 en Bilbao”.

Aunque varios familiares de las personas asesinadas han agradecido el gesto de Urkullu, también han solicitado al lehendakari el reconocimiento de otras víctimas de la represión republicana. En este sentido, han recordado a las 17 personas asesinadas por los republicanos en Elosu o a la niña  Guadalupe Viguri Meaza, de 12 años de edad, asesinada junto a su padre en Amurrio.

Francisco Alonso

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *