Erdogan amenaza a Europa con tres millones más de refugiados

 “Si vais más lejos, abriremos las puertas de las fronteras. Eso debéis saberlo. Nosotros, los turcos,  alimentamos a 3 millones de refugiados  y no hemos abierto las fronteras esperando que nos llegase apoyo de la UE. Pero ustedes, la UE, no han cumplido sus promesas”. De esta guisa, en actitud chulesca y desafiante, el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, respondió ayer a  la decisión del Parlamento Europeo de solicitar la suspensión temporal de las negociaciones de adhesión de Turquía a la UE.

Erdogan vuelve a utilizar a los denominados refugiados como arma de presión política frente a una Unión Europea más dividida y claudicante que nunca. El autócrata turco olvidó en su proclama, pronunciada en una conferencia en Estambul, los 3.000 millones de euros que ya arrancó de la UE la pasada primavera,  de los cuales 152,8 han sido aportados por España.

La deriva autoritaria e islamista del régimen de Ankara ha hecho que, en el seno de la UE, el rechazo a las políticas de Erdogan sea cada vez más unánime.

La represión tras el aún no aclarado golpe de Estado del pasado mes de julio -que ya afecta a más de 100.000 personas entre militares, policías, jueces, personal docente, periodistas, etc.-, la intención de reimplantar la pena de muerte  y la última iniciativa legislativa de Erdogan–finalmente descartada- tendente a despenalizar la violación de niñas, han profundizado la brecha existente entre el régimen otomano y la UE.

Miguel Sardinero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *