EL FBI tras la pista de Hillary Clinton por el escándalo de los correos

El director del FBI, James Comey, comunicó este viernes al Senado de los Estados Unidos que se están examinando nuevamente los correos de la candidata demócrata a la Casa Blanca, Hillary Clinton.

El escándalo de los correos electrónicos de Hillary Clinton se remonta al año 2009, cuando era secretaria de Estado. La ex primera dama rechazó, en una decisión bastante extraña, su cuenta de correo y su móvil oficial (protegidos contra cualquier ataque). En 2013, tras dejar la secretaría de Estado, Clinton contrató a la empresa Platte River Networks para que recuperase los datos de sus correos, en los que había secretos oficiales.

Si se llega a confirmar la irresponsabilidad en la gestión de sus comunicaciones y que pudo llegar a facilitar el robo de secretos oficiales, Hillary Clinton podría enfrentarse a la petición de penas de prisión.

Miguel Sardinero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *