La OMS pide impuestos sobre las bebidas refrescantes azucaradas para frenar la obesidad

La epidemia de sobrepeso y obesidad, que afecta a más de 2.000 millones de personas en el mundo, tiene en las bebidas refrescantes y azucaradas una de sus causas. Este fenómeno ha propiciado que las enfermedades cardiovasculares sean la principal causa de muerte en el mundo. Así lo ha manifestado la Organización Mundial de la Salud en la presentación del Día Mundial contra la Obesidad.

La Agencia de las Naciones Unidas denunció que una lata de refresco tipo, de 330 mililitros, contiene 35 gramos de azúcar, lo que equivaldría a diez terrones.

Para paliar esta pandemia -que afecta gravemente a Estados Unidos, México, Chile y Europa occidental-, la OMS ha propuesto que los precios de los refrescos sean gravados, mediante impuestos, con un 20%.

Miguel Sardinero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *