Samsung investiga las explosiones de las baterías de su modelo Galaxy Note 7 y suspende su venta

Samsung ha pedido a los usuarios de teléfonos Galaxy Note 7 que apaguen sus aparatos mientras se investiga por qué algunos terminales de esta serie -incluso los reparados o sustituidos por recalentamiento- han ardido de manera espontánea por culpa de un defecto en sus baterías.

La petición llega inmediatamente después de que Samsung Electronics anunciase la suspensión total de las ventas y la sustitución de la gama Galaxy Note 7 debido a las igniciones de dispositivos por causas desconocidas, lo que ha provocado que las acciones de la compañía se hayan desplomado más de un 6% en Seúl.

Samsung había mantenido el silencio en su web desde el 10 de septiembre. El gigante de tecnología surcoreanocomenzó a vender el teléfono el pasado 19 de agosto, pero a principios de septiembre anunció una retirada sin precedentes tras informarse de más de una treintena de casos de igniciones en algunos terminales en diversos países.

Redacción

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *